El papel de los biodepredadores en el cultivo de Limón Tahití

Sisdeagro SAS Colombia | Manejo Integrado HLB o Mal del Enverdecimiento de los Citricos Parte II. Manejo de una plantación con HLB.
Manejo Integrado del HLB o Mal del Enverdecimiento de los Cítricos en Cítricos y Limón Tahití: Parte II, Manejo de una Plantación con HLB
marzo 6, 2021

Aunque se hable de producción convencional que permite el uso de agroquímicos y donde no se establecen prácticas tradicionalmente que estén encaminadas a salvaguardar la biota del suelo y/o que se hospeda en las arvenses, es importante tomarla en consideración que puede ser considerada bajo el término "biodepredador" para considerarlo como un elemento de control biológico dentro del concepto de MIPE de cualquier unidad de producción de Limón Tahití


La filosofía "moderna" del manejo integrado de plagas y enfermedades que son efectivamente aplicados por un sin número de agrónomos y profesionales de las ciencias agrícolas, muchas veces con endeble o poca base técnica en lo que se refiere al real significado del concepto de Manejo Integrado de Plagas y Enfermedades, incluye los siguientes mitos:

- Se deben aplicar insecticidas de manera preventiva en todo el cultivo.
- Es necesario aplicar herbicida en todo el cultivo y mantener el suelo completamente pelado para eliminar todas las malezas.
- Los muestreos de plagas son básicamente herramientas sin sentido y lo mejor son aplicaciones generalizadas.
- Todos los bichos que hay en el cultivo son malos y se deben eliminar siempre.

En este artículo se discutirá sobre el último "mito" que es acerca de los insectos nativos en el cultivo, sobre su importancia y el impacto que tiene el considerarlos dentro de un plan de Manejo Integrado de Plagas y Enfermedades.

¿Hay realmente insectos benéficos en un cultivo de frutales?



Hacer agricultura implica hacer un desbalance en el ecosistema que se interviene para producir biomasa que será aprovechada por la especie humana. A partir de este hecho, se puede tomar en consideración como un fauna nativa (en el caso de animales lo cual incluye insectos) y es básicamente imposible o impensable pensar que en un entorno de producción agrícola a campo abierto (excluyendo explicícitamente los invernaderos) se puedan eliminar estos miembros de la fauna nativa.
El término organismo benéfico se refiere en términos generales a insectos o miembros de esta fauna nativa que no constituyen una plaga en sí al (1) no alimentarse directamente de ninguna parte del tejido del cultivo y (2) no ser hospedero o portador -vector- de ninguna enfermedad que afecta a cultivo.
Los biodepredadores son una clasificación que se hace a estos organismos benéficos que controlan aquellos que sí tienen hábito de alimentarse o ser causa de alguna enfermedad para el cultivo. Generalmente se habla de artópodos y/o hasta mamíferos y aves bajo esta clasificación que pueden ejercer potencialmente esta función de alimentarse de otras especies que son causa de daño económico en el cultivo.

1. Mariquitas o Coccinélidos

Estos son insectos que pertenecen a la familia Coccinelideae y su hábito alimenticio hace que se le considere como uno de los mejores bio depredadores para el cultivo de frutales. Estos insectos se alimentan de una gran variedad de chupadores que afectan los cultivos en general como todas las variedades de ácaros, trips y áfidos.
La particularidad que tienen estos insectos es que tanto sus larvas como los adultos son depredadores ya que se alimentan directamente de otros insectos en todos sus estadíos.
Existe una gran variedad de estos insectos y a continuación se muestran algunas de las especies más comunes que pueden ser encontradas en Colombia.

2. Crisopas (Crysoperla carnea)

Es un insecto de la familia Chrysopidae cuya utilidad como bio depredador consiste basicamente en que sus larvas son muy voraces, llamándoseles incluso "el león de los insectos" pues es en este estado que luego de eclosionar a partir de un huevo diminuto se alimentan de cualquier otro insecto que esté a su alcance hasta llegar a unas 50 veces su peso inicial antes de formar una pupa. Las larvas de crisopas son tan pero tan voraces que cuando no hay ningún otro insecto para alimentarse se canibalizan con facilidad.
Básicamente todos los insectos que constituyen plaga para el limón Tahití son alimento para las larvas de crisopas, son muy prolíferas y son habitantes naturales de los ecosistemas de Colombia desde básicamente el nivel del mar hasta los 1700 msnm por lo que su versatilidad es muy útil como parte del manejo integrado de plagas y enfermedades MIPE tanto para producción orgánica como producción convencional.

3. Chinches del género Zelus (Zelus renardii)

La chinche Zelus es un bio depredador muy agresivo, es un controlador de muchos artópodos que afectan el cultivo de limón Tahití incluyendo incluso los picudos (Compsus sp).
Este insecto tiene varias ventajas sobre otros depredadores ya que es muy prolífero, se adapta a zonas muy variadas en cuanto a temperatura o altura, incluso se puede establecer con éxito en alturas cercanas a 1800 msnm pues es un depredador que es liberado ocasionalmente en fincas de aguacate para control de monalonion que es una plaga muy complicada de manejar en dicho cultivo.
Este insecto se alimenta utilizando su probóscide o estilete para succionar las entrañas de sus presas entre las que se encuentran incluso las mariquitas que son prácticamente indefensas ante los ataques de estas chinches. Este depredador es deseable para control de la mayoría de plagas en el cultivo de limón Tahití y lo único que no controla son los ácaros.

Comments are closed.

Spanish